9 TÉCNICAS PARA DORMIR A UN NIÑO (By Eva Burgos)

 

Cuando hablamos de cómo dormir a un niño a veces encontramos libros y consejos que parece que vengan de Marte.

Los psicólogos siempre decimos que a los niños les funcionan las rutinas porque les proporciona tranquilidad el hecho de saber lo que pueden esperar de una situación concreta, así como conocer las consecuencias de algo o saber lo que va a ocurrir.

Por este motivo, es tan importante que en casa se establezcan estos hábitos con unos horarios estables pero flexibles.

A la hora de dormir, los cambios evolutivos asociados a la edad del niño, los acontecimientos o simplemente las vacaciones pueden alterar las costumbres y normas que ya habíamos conseguido…(Se pueden recuperar, tranquilos).

Las técnicas sencillas que os propongo son las siguientes:

  1. Los adultos tienen que tener muy claro que deben mantenerse en su decisión, aunque les cueste, y el niño debe dormir en su cama.
  2. Apagaremos los aparatos electrónicos (incluidos el móvil y la TV) al menos media hora antes de irse a la cama.
  3. No podemos obligar al niño/a a dormir. Por lo que le diremos que no le estamos obligando a que se duerma, pero sí que debe irse a la cama… (Establecemos las normas para ir a la cama, no para dormir.
  4. Acompañaremos al niño a la cama. Si no quiere, le cogeremos de la mano tranquilamente, sin perder los nervios, sin gritar ni enfadarnos.
  5. Le explicaremos que a continuación nosotros vamos a leerle un cuento sentados en una silla o sillón; y que cuando hayamos terminado le daremos las buenas noches, un beso y apagaremos la luz. También le aseguraremos que puede estar tranquilo/a pues nos quedaremos a su lado hasta que se duerma.
  6. Después, permaneceremos sentados en la silla cogiéndole la mano, o a su lado, en silencio.
  7. Si está nervioso/a intentaremos tranquilizarle diciéndole que es una chica/o muy valiente y que le hemos dado ese peluche/muñeca para que le cuide. También funciona con una manta de superhéroes/inas o un cojín que puedan abrazar y con el que se sientan protegidos. Otra buena idea es decirle que vamos a dar la vuelta a su almohada para que esté del lado de los buenos sueños.
  8. Si nos da conversación, le diremos que ya es hora de descansar y que eso lo hablaremos mañana.(Si nos sigue hablando permaneceremos callados hasta que se duerma).
  9. Pasados unos días podemos acortar el tiempo que estamos acompañándole. Le diremos: “Ahora nosotros nos vamos a dormir (duchar, leer, etc…) te dejamos para que te cuide tu peluche que es fuerte y valiente como tú”

 

Más adelante podemos decirle que es la propia niña/o quien cuida del peluche/muñeco porque ya es mayor y puede hacerlo muy bien.

Lo importante de estas técnicas es mantenerlas, ser consecuentes y congruentes. No debemos ir cambiando a: un día duermes en tu cama solit@ y otro en la nuestra.

Si tenéis más trucos o técnicas estaremos encantados en compartirlas con vosotros. Saludos

Eva Burgos-  Psicóloga, Blogger e Influencer

 

#EVABURGOSPSICOLOGA# #PSICOLOGAVALENCIA# #DORMIR#NIÑOS#